martes, 17 de abril de 2007

los bravos internacionalizan el pop español



Y en Inglaterra triunfaban nada más y nada menos que Los Bravos. Con Black is black asombran a los jóvenes ingleses, que creían que los conjuntos españoles iban vestidos de toreros y cantaban flamenco. Pero no es así, porque Mike Kennedy canta inglés tan bien como cualquier singer británico. Y Los Bravos suenan con tanta fuerza y calidad como los mejores grupos del mundo. Por eso es por lo que han conseguido colocarse en los its Parades británicos por encima de los Kinks, Los Beach Boys, Los Hollies y los propios Beatles, llegando a alcanzar el segundo puesto de las lista (julio de 1966).

Black is black está ahora escalando puestos de popularidad en medio mundo y el nombre de Los Bravos está en boca de miles de fans de la música beat. Pero ¿cómo ha sido posible este éxito tan increible y arrollador?

Todo empezó con la gira de Los Sonor en Palma de Mallorca. Estos intimaron con el cantante de Los Runaways, un alemán llamado Mike Kogel, que entró a formar parte del grupo. Luego, la casa Columbia se interesó por ellos vivamente a instancias de Manolo Díaz, y aquí comienza la carrera de obstáculos hacia el éxito. Manolo Díaz es el principal impulsor, junto a Alan Milhaud, del proyecto Bravos. En 1958 había formado Los Mágicos con los hermanos Picatoste. Y poco después entró en Los Sonor por invitación de de carlos Gitart von Rein, un malagueño del 41, que había logrado poner en marcha el grupo con el teclisra y cantante José Luis González. Ninguno de los dos podía suponer, por entonces, que Los Sonor sería un grupo seminal que daría lugar a la creación de Los Bravos, y por el que pasarían además personajes de tanta importancia en la música pop española como Luis Eduardo Aute y Manolo Díaz.

(Extracto de Jesús Ordovás, Historia de la música pop española, pp.84-85)

 
Copyright © 2007-2016 . Asi se fundó Carnaby Street . Javier M. Reguera