sábado, 28 de agosto de 2010

music collection



Moda y música han ido de la mano practicamente desde que el concepto de juventud empezó a extenderse en los años 50 como una forma distintiva de la actitud de los jóvenes ante nuevos fenómenos de masa. El rock 'n Roll impondría su enérgica confluencia depositada en un ritmo renovado a partir del rithm and blues, pero en la calle la creatividad vestimentaria siempre se ha movido entre el atrevimiento y las tipologías objetivadas. Las subculturas juveniles han echo acopio de tal mecanismo para establecer un ideal de conformidad respecto a lo que el grupo quería exteriorizar y definir, tanto así que la moda ha sido en estos casos un elemento fundamental para la expresión del yo en el interior de una comunidad concreta. En líneas generales, esa es la demarcación que teddy boys, punks, mods y otras subculturas juveniles han depositado sobre la vestimenta.

En el mismo caudal cultural, los idolos musicales de todas las épocas han impartido el mismo influjo sobre sus seguidores, con la particularidad de que la sociedad contemporánea ha asimilado sin dubitaciones parte de ese arsenal, un mayor eclecticismo vivencial que se ha ido trasladando a las pasarelas y a las casas de moda consolidadas. Bajo esta pátina, nace The Music Collection, una serie pret-a-porter que enfatiza esa amalgama de referencias musicales (Billy Idol, Madona, Siousxie and the Banshees, Marc Boland...) para abordar el concepto de juventud desde la disparidad. La resultante es una nueva manera de atender el hecho subcultural y su vestimenta con los beneficios de la manufactura, una línea de moda que reinterpreta el look juvenil al combinar el status original de determinadas piezas (cazadora de cuero) con otras que constituirían una idea de diseño más contemporánea.

En el trasfondo de esta colección está el formalismo indumentario de Billy idol. Ejemplo perfecto para describir cierto sincretismo aposentado entre algunas estrellas de rock de finales de los 70 y principios de los 80. Sincretismo que pide prestados signos del punk, el glam y rock 'n roll clásico.

 
Copyright © 2007-2016 . Asi se fundó Carnaby Street . Javier M. Reguera